viernes, 2 de abril de 2010

Hombres oscuros/refulgentes


Hay hombres oscuros
-blancos o negros-
pero oscuros,
que pululan por los huecos,
invaden el lodo, las terrazas desiertas,
los eclipses de sol.
Habitan la irónica proeza de persistir,
comen y beben,
vacían la botella,
apagan la luz.
Encienden el ventilador y no sudan,
hacen el amor y no sudan,
mueren
y no atravesaron la puerta.

Hay otros hombres refulgentes
-blancos o negros-
que no caminan ni corren,
vuelan, son veletas en la cima,
semillas esparcidas como ramas
como brazos,
que te miran y transpiran,
que degustan el licor
rebalsando en sus copas.
Son hombres como peces,
mapamundis, meteoritos,
que a punto de estallar
descubren arco-iris.



Gustavo Tisocco
Del libro “Desde todos los costados”
Pintura: Bego Tojo

14 Comentarios:

Blogger María Emma dijo...

Me gusta el poema. Porque sean como sean, hay hombres. Y mientras las mujeres tengamos hombres, para amar u odiar, la vida tiene esperanza.

2 de abril de 2010, 19:30  
Anonymous Anónimo dijo...

Tu palabra siempre nos impulsa a tratar de alcanzar el arco iris, Gustavo.
Por eso y por mantenernos unidos en esta fraternidad de la poesía,
te mando un beso grande con mi gratitud y admiración
María Rosa León

2 de abril de 2010, 21:18  
Anonymous Anónimo dijo...

Gus querido,
siempre, "desde todos los costados", hay en tu letra vuelo, sustancia, refinado talento. Mis renovadas felicitaciones!!!
un abrazo enorme
Eli

3 de abril de 2010, 11:32  
Blogger Benjamin Mejias Caris dijo...

Amo a esos hombres que te miran, que dejan el alma en la mirada.
Muy bello y necesario poema.
Un gran abrazo Gus.

3 de abril de 2010, 20:48  
Blogger María Cristina dijo...

gus la mirada lo dice todo, saludos

4 de abril de 2010, 14:59  
Blogger Maria Sanguesa dijo...

Es uno de tus mejores poemas, Gus, ese contraste entre los seres, los hombres, de sombra y de luz, expresado con un ritmo impecable, con una construcción tan equilibrada, me parece espléndido. Te felicito. Un abrazo bien fuerte.

6 de abril de 2010, 06:27  
Anonymous Anónimo dijo...

Tu capacidad de observación y de reflexión hacen que de tu creatividad broten poemas tan bellos y ciertos, como este.
Mi cariño,
Juany Rojas

17 de abril de 2010, 21:52  
Anonymous Anónimo dijo...

Poema elaborado con metáforas que aluden al vacío de la existencia de muchos hombres:"los que no atravesaron la puerta".Imágenes contundentes, precisas, que nos conducen a una mirada profunda sobre las posibilidades de encarar una vida.
Exclente poema. Felicitaciones!
Amalia M. Abaria

20 de abril de 2010, 14:52  
Anonymous Anónimo dijo...

Es cierto, hay hombres oscuros y hombres refulgentes, y nos hacen felices o nos hacen sufrir. No importa. Hay hombres, y algunos, como vos, son poetas, y nos hacen pensar y nos hacen sentir. Alabados sean !
Celina

20 de abril de 2010, 21:23  
Blogger Leonor Mauvecin dijo...

me gusta esta el contraste que planteas , me recuerdas a Antonio Machado . Excelente definición y excelente poema Leonor

23 de abril de 2010, 11:13  
Blogger deliteraturayalgomas-2 dijo...

Y sí... los hay negativos o positivos; yo me quedo con la belleza y profundidad del poema.
Un abrazo
Betty

25 de abril de 2010, 22:38  
Blogger Nerina Thomas dijo...

Deben existir ambos, para así poder discernir. un cariño y gracias por enseñarnos a pensar. Destacable siemore tu poema.
Mi respeto incondicional!!

1 de mayo de 2010, 02:56  
Anonymous Anónimo dijo...

gus, si es verdad hay hombres diferentes por eso no dejo de creer, estan todos pero nunca se sentaran ala misma mesa

maria elena tolosa

2 de mayo de 2010, 02:52  
Anonymous Anónimo dijo...

David Antonio Sorbille dijo...
El hombre es la contradicción, como lo señaló Nietzche, pero en tus versos esa evidencia se torna en singular poesía.

8 de septiembre de 2010, 23:46  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal