domingo, 2 de septiembre de 2007

Soy mortal...


Me nutro de la caricia
que nace de océanos impetuosos.
Me construyo desde las tonadas
que esbozan mis valles.
Soy mezquita de un tiempo de cadencias,
eterno epitafio que nadie recuerda.

Soy mortal,
he visto en mis ojos una lágrima.


Gustavo Tisocco
De "Entre soles y sombras"

6 Comentarios:

Blogger Maria Rosa dijo...

A fuerza de parecerte reiterativa, cada vez que te leo me gusta más tu poesía.
Un cariño muy grande
Maria Rosa Leon

2 de septiembre de 2007, 21:07  
Anonymous Anónimo dijo...

Esas lágrimas que duelen
a veces nos hacen mortales
es una alegría entonces no ser muro,piedra.

desde graciela

4 de septiembre de 2007, 18:35  
Anonymous acpourrere dijo...

Gus, eres tan mortal, verbigracia, tan humano, que el sentimiento aparece, así como lo hacen tus lágrimas.

5 de septiembre de 2007, 15:47  
Anonymous OLIMPIA BORDES dijo...

GUSTAVO: Podemos conmovernos ante la belleza, compadecernos de la orfandad, desgarrarnos en el dolor, sentir el amor y....llorar.
Felizmente Gus... somos MORTALES
Bellísimo tu poema,, como todos.. Un beso OLIMPIA BORDES

5 de septiembre de 2007, 16:52  
Blogger Cromatica dijo...

He pasado a conocer tu poesia, y la verdad me encanta, hay tanta poesia, musica para los ojos, que agradezco tu visita a mi blog.

Un abrazo

7 de septiembre de 2007, 11:57  
Blogger Gustavo Tisocco dijo...

Gracias, un abrazo Gus.

20 de marzo de 2008, 13:36  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal